Efectos de la subida del 22% del salario mínimo interprofesional (SMI) en 2019 en España sobre las Empleadas de Hogar:

  • Aumento de la precariedad laboral. Se estima que en el 2019 más del 50% de las empleadas de hogar trabajan en negro
  • Aumento del desempleo entre las empleadas de hogar con permiso de trabajo
  • Bajada de afiliados en el régimen de empleados de hogar (en mínimos históricos), vs. subida de afiliación en el régimen general (en máximos históricos), ya que el SMI afecta sobre todo a trabajadores con poca cualificación.

Pedimos al gobierno nacional y a los gobiernos autonómicos que las ayudas económicas de la ley de dependencia se pongan a disposición de las familias y no de las empresas, para que sean las familias las que decidan como administrar esa ayuda, ya sea contratando ellos directamente a su cuidadora como empleada de hogar de manera rápida y económica (como ya ocurre en algunas CC.AA. como en el País Vasco) o contratando una cuidadora de una empresa de ayuda a domicilio.

Lo importante es que la ayuda económica llegue a nuestros mayores para que puedan contratar a una cuidadora legalmente, ya que con su pensión, no se pueden permitir contratar a alguien que les cuide por las constantes subidas del SMI y de los costes de la Seguridad Social.

¡Protejamos y cuidemos a nuestros mayores!

Call Now Button